Después de años de reinado del minimalismo escandinavo, las firmas emergentes danesas Ganni, Saks Potts, Gestuz, Stine Goya, Baum und pferdgarten, Libertine-Libertine, Lovechild 1979 han traído un soplo de aire fresco a la moda nórdica, con sus llamativos estampados y paleta de colores, que encuentran en la capital danesa la inspiración necesaria para sus colecciones, tan admiradas en el mundo de la moda actual.

Y las chicas danesas reinas absolutas del effortless chic, capitaneadas por Pernille Teisbæk, se han convertido en las mejores embajadoras de la moda de su país. Chicas independientes, que no tienen miedo a mezclar prendas con un estilo relajado, cómodo, sin complicaciones y tremendamente personal. Saben que la moda es descubrir tu propio estilo, encontrar prendas que disfrutes llevando independientemente de tendencias o de los dictados de la moda actual.

Ganni es la reina del effortless chic y la estrella de la moda danesa actual. No hay it girl que se precie que no haya lucido una de sus prendas. Sus colecciones son alegres y coloristas, con piezas combinables entre sí creando lookbooks geniales donde se refleja a la perfección el estilo de la chica danesa. Pueden presumir de tener con su corta existencia prendas icónicas como su vestido Charron o sus jerséis de mohair de colores, de los más fotografiados en las redes.

Barbara Potts y Catherine Saks crean en 2013 la firma Saks Potts , propuestas a desafiar el mercado saturado de diseños minimalistas escandinavos, con unas colecciones divertidas, modernas y aptas para todas las edades. Sus prendas insignia son sin duda los abrigos de pelo, en colores alegres, originales  impresiones  y cortes perfectos.

Stine Goya, fundadora de la firma del mismo nombre, estudió en Central St. Martins en Londres, donde se especializó en moda y grabados. Con un ojo brillante para combinaciones de colores emocionantes y estampados artísticos únicos, sus diseños son especialmente bellos y femeninos.

La veterana de la lista, Baum und Pferdgarten, se caracteriza fundamentalmente por su fascinación por los contrastes, la siempre presente dualidad masculino femenino, el brillo y lo mate, lo formal y lo casual. Quizás ésta sea la base del estilo escandinavo, ya que se repite continuamente en las colecciones presentadas en la Copenhaguen Fashion Week que se celebra en la capital danesa cada agosto.

Libertine-Libertine, fundada en 2009 en Copenhague se centra en crear productos de alta calidad y bien diseñados, inspirados en la cultura contemporánea en la que cada temporada nos ofrecen una reinterpretación de los clásicos. En sus colecciones, tanto de hombre como de mujer, encontrarás todas las prendas básicas de tu armario aderezadas con pequeños toques que las hacen especiales y diferentes. En Libertine-Libertine, obtienes ropa fácil de llevar con ese estilo por el que los escandinavos son conocidos.

 

Hay muchas más, como Lovechild 1979, que nos ofrece piezas atemporales que combinan cortes masculinos con tonos pasteles y estampados florales o Gestuz que con un enfoque contemporáneo de la sastrería y, como todas las anteriores,  una nueva visión de la simplicidad escandinava nos ofrece prendas para el día a día hechas con hermosos tejidos con detalles inesperados . A sus chicas les  gusta mezclar prendas femeninas con líneas masculinas, formales e informales, con trajes sastre realizados en materiales inesperados o blusas de seda que añaden un toque romántico a los armarios de trabajo.  

Todas ellas nos ofrecen prendas diferentes, para que nosotras podamos elegir y descubrir nuestro propio estilo. En ellas todo está permitido, sin dogmas ni reglas. Nos invitan a mezclar, a hacer nuestra propia interpretación de sus prendas y a disfrutar llevándolas sin olvidarnos nunca de que la moda ha de ser práctica y fácil de llevar.