Imposible olvidar el desfile con el que Simon Porte Jacquemus presentó su colección SS2020 “Le Coup de Soleil” en la que celebraba sus 10 años en el mundo de la moda. Trasladó su espectáculo a la provenza francesa, región en la que creció y que inspira todas sus colecciones. Su colección es como un cocktail de frutas en la campiña francesa. Un campo de lavanda que se difumina en un cielo azul brillante, un universo en el que Jacquemus evoca su infancia en el sur de Francia y homenajea así a su madre, inspiración de todas sus colecciones.
Color fucsia, naranja y mucho azul, ese azul cielo vibrante que nos traslada a la costa azul y al cielo de la provenza.
Trajes sueltos, chaquetas oversize como la blanca con la que Mica Argañaz abre el desfile caminando sobre la alfombra rosa que parecía terminar en el cielo. Sus imágenes hacen que más que nunca soñemos con salir de casa y disfrutar de los atardeceres como los de Valensole, en los que el cielo azul y los campos interminables se unen formando una paleta de colores casi mágica.
Y el origen de Jacquemus se ve reflejado en sus diseños, el color, las texturas… tejidos como el mimbre o los linos y sedas lavados en colores sacados de un campo y un cielo de la provenza. Estampados de flores, vestidos de inspiración campesina… con un actitud sexy y divertida, una colección sofisticada y fresca al mismo tiempo, como un cocktail de verano.
Más que un desfile parecía una pintura de arte pop de David Hockney en la que se deambula entre la luz y los colores. Vibrante, joven, fresca, un auténtico placer para los sentidos. Como él mismo la ha denominado “Una pintura dentro de una pintura, en un campo. Pop Provenzal